ADICTOS CHINOS SON RESCATADOS CON EL PODER DE LA ORACIÓN Y ESTUDIOS BÍBLICOS

En la parte suroeste de la provincia de Yunnan, cerca de la frontera con Myanmar, hay un programa de rehabilitación donde utilizan  la oración y el estudio bíblico para cambiar el destino de los adictos.

Recientemente el gobierno de China anunció que el uso de drogas se esparció a un noventa por ciento del país. Para combatir esta epidemia, los habitantes de una provincia intentan algo distinto para ayudar a los adictos: La oración. “Dependemos solo de Dios, y su poder para cambiar vidas”, dice Xu Chengyun, director del Centro de Rehabilitación Gospel.

“Nunca usamos medicación u otros métodos extremos, solo una rutina de oración”, comenta Chengyun. También tienen un tiempo de adoración, clases bíblicas, celebraciones y el servicio unos a otros. Chengyun dice que se trata de crear un espacio seguro para quienes luchan contra esto y los resultados hablan por sí mismos.

“Hasta ahora el 60 por ciento de los adictos han superado sus problemas con las drogas. Quienes han recaído, regresan al centro y Dios obra en sus vidas. Estamos muy agradecidos porque sabemos que el éxito es de Él”, dice Chengyun. Zhao Linbin es prueba de que la oración funciona.

“Veinte años de mi vida se han ido, pero nunca quiero regresar a mi antigua vida. Sin duda, Dios ha hecho milagros en mí”, dice Zhao. “No somos doctores entrenados o especialistas en drogadicción. Simplemente confiamos de la fe y el poder de la oración. ¡En eso sí somos expertos!”, relata Chengyun.

Fuente: cbn.com

Related posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.